miércoles, 19 de octubre de 2011

Y EL OTOÑO SIGUE

Experimentos con azúcar - galletas decoradas - Pamplona


Tamaño aproximado: 3-4 cm de alto

Aquí estoy, repitiendo con las OTOÑINAS (las galletas de otoño pequeñinas) pero es que no me he podido resistir después de que me regalaran una cajita de mini-cortadores que incluía, entre otros, estos:


Además, al hacer las OTOÑINAS anteriores me quedé con la pena de no haber hecho más galletas mezclando las masas de distintos colores.
En esta ocasión teñí la masa de 3 colores (todos de Americolor): Gold, Burgundy + Red y Egg yelow + orange. La cuarta masa era de color natural.
Unas cuantas galletas iban en un solo color pero otras tantas fueron mezclando las distintas masas. La verdad es que considero que en esta ocasión, el resultado ha sido más parecido al de las hojas otoñales.


Y aquí están empaquetadas.

15 comentarios:

  1. Me encantan!!!
    Me gustan mucho estos cortadores pequeñitos, que asi uno se come la galleta sin sentirse tan culpable...
    Que ganas tengo de aprender a hacer galletas.

    ResponderEliminar
  2. Preciosisimas, una cucada!!!!!!!!!!.
    Los minicortadores, me encantan, pero decorar tanta galleta debe ser mucho trabajo aunque viendo el resultado creo que merece la pena.
    Besos
    pilar_majuelo

    ResponderEliminar
  3. Que cucas son¡¡¡
    Me surge una duda: como consigues que no te cambie el color de la galleta teñida al hormearla??
    Un besazo

    ResponderEliminar
  4. Se ven relindas, creo que las tendria para lucirlas, pero pensandolo bien quien resiste taaaanta tentacion????
    Un abrazo otoñal!!!!ºo*

    ResponderEliminar
  5. Me chiflan las minigalletas y en casa no gusta mucho la glasa, así teñidas quedan genial. Tengo cortadores mini, pero últimamente quiero los de bebé y no los encuentro...continuaré buscando.
    Lo dicho, muy muy bonitas.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Qué paciencia... yo no puedo con galletas tan pequeñas, es que me superan los nervios! ;)

    ResponderEliminar
  7. Qué maravilla más maravillosaaaaaaaaa. Es que todas las cositas pequeñitas son tannnnn tiernasssssssssssssssssss. Ummmm bocaditos deliciosos para empezar bien las lluvias de otoño. Un besito.

    ResponderEliminar
  8. oooooh qué bonitas!!!
    yo quiero una bolsita de esas :)

    ResponderEliminar
  9. Helena, hay que tener mucho cuidado de para que, en cuanto se empiezan a dorar los bordes, sacarlas del horno. Cuando termines de hornear y apagues el horno, las vuelves a meter un poquito.
    Las que son tan pequeñas no las he vuelto a meter y, concretamente estas, que son en tonos marrones, he dejado que se doraran un poco porque he de reconocer que me gustan más las galletas doradas que las que quedan tan blancas.
    "Ratita", los minicortadores de bebés son de cakescookiesandcrafts.
    Isabel, no tienen ni la mitad de trabajo que las galletas decoradas habituales; pruebalo!

    Gracias a todas.

    ResponderEliminar
  10. Me parecen tan bonitas... y así empaquetaditas dan ganas de darse un atracón de galletas. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Vengo del blog de la casita de azúcar y me he quedado petrificada, qué arte de galletas (todas). Enhorabuena por tu trabajazo!

    ResponderEliminar
  12. Me encantan todas tus galletitas. Las de otoño son mis preferidas! de verdad divinas!
    Estoy de sorteo en mi blog. Así que si te quieres apuntar...mucha suerte!

    ResponderEliminar
  13. Dios mío, como me gustan estas galletas! Ya lo sabes... desde las primeras que hiciste, ha sido amor a primera vista.
    Tengo que pedir esos cortadores o moriré, jajaja.
    Además eso que haces de teñir la masa de colores me parece que queda precioso, mucho más que si fueran totalmente pintadas con glasa.
    Eres una artistaza Patricia!

    Un besico, Nani

    ResponderEliminar
  14. Me encantan estas galletas tamaño mini, me las comía de 20 en 20!!!!jijiji quedan preciosas empaquetadas!
    Besos!
    Elsa

    ResponderEliminar
  15. Qiue pasada de galletas son preciosas!!!!!

    ResponderEliminar